• @jex_javier
    El eclipse del lector es su imaginación
  • @isona_clarck
    Me gustan los lugares deshabitados por promesas sin salida
  • @EvaLopez_M
    La de cosas que pasan sin que ocurran
  • @hipst_eria
    No es lo que escribes, es lo que borras
  • @JacGoldberg
    El horror salivea en nuestra nuca
  • @Sofia_Insomnia
    Los herejes tenemos que organizarnos
  • @Sinsintidez
    A los tristes los delata la música
  • @yonosoycarmen
    Irse por fuera, quedarse por dentro, esa complicación
  • @NaEnEspiral
    Aquí, donde venimos a disfrazar epitafios con el traje de postal
  • @_soloB
    Yo he dormido lo insuficiente como para no tener pesadillas despierta
  • @tearsinrain_
    No te asustes, solo es otro futuro mas
  • @arbolador
    Algún día se perdonarán haberse conocido

Ingrid Valencia

 

   Nació en Ciudad de México, en 1983.En abril de 2016 recibió, junto con el español José Pulido Navas, el premio internacional de poesía Pilar Fernández Labrador, que otorgan entidades de Salamanca. El poema que sigue fue tomado de la publicación Crear en Salamanca, que lo publicó justamente tras anunciarse el galardón.

 

 

   Una puerta 

 

Una puerta es una flor

que abre y refleja objetos.

 

Una puerta es el golpe,

el estruendo de la voz

cuando calla.

 

Me siento a imaginar

el otro lado del muro:

 

los barrotes, los caminos,

las esquinas de gente,

las pancartas, el vaivén.

 

Olvido la máscara

que entra y sale de casa.

 

Me refugio mientras avanzo

bajo el techo.

 

Mi casa es una mano,

un puño que se cierra.

 

Veo la flor que está cayendo:

el día, la noche.

 

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.