Federico, por Chavela Vargas

Chavela Vargas espera poner en circulación en febrero de 2012 un disco en el que musicaliza poemas de Federico García Lorca. La obra, que integra también un libro, se llamará “La luna grande” y será presentada en México.

La cantante costarricense estuvo acompañada en el anuncio hecho en la Feria Internacional del Libro, en el Zócalo, por Laura García Lorca, sobrina del poeta español y directora de la fundación que lleva su nombre.
La productora del proyecto, Mary Farquharson, declaró a periodistas mexicanos que se trata de un libro y disco que hace el intento de convertirse en “registro histórico”.
Vargas, residente en México, recordó que tuvo contacto con Lorca cuando visitó España, y evocó un tramo de “Doña Rosita la soltera”, las primeras líneas del escritor que dejaron huella en ella: “Ansío verte llegar una tarde por Granada, con toda la luz salada por la nostalgia del mar”.
Conjeturó sobre un encuentro, lo que habría sido una cumbre entre el compositor mexicano José Alfredo Giménez y Federico García Lorca: habrían sido buenos compañeros pero tal vez no ajenos a algunos encontronazos, pues ambos eran, dijo, “como dos gallitos de pelea”.
Laura García Lorca expresó que Federico habla aún hoy a los jóvenes, ya que “los grandes artistas son de todos los tiempos”.
La obra en preparación incluye lecturas del poeta, como versos de la obra teatral “La zapatera prodigiosa”, interpretada en 1985 por la sobrina de Federico.
La obra del poeta “es tan rica, tiene tantas formas, que es difícil que no haya un Lorca para cada lector”, al tiempo que “cada día tiene no sólo nuevos lectores, sino también interlocutores en otros escritores y artistas de todas las disciplinas”, porque “hay un diálogo permanente con su obra”, dijo Laura García Lorca.
Interrogada por el diario Milenio sobre la relación entre el escritor y la música, respondió: “Fue importantísima, fue su primera vocación, lo que quería era ser compositor. Estudió con el mejor maestro que había en Granada, que murió cuando él tenía 17 años. Quiso irse a París a seguir estudiando música, pero sus padres no quisieron que se fuera tan joven. Al no haber un maestro a la altura del otro, eso quedó un poco parado y empezó a escribir. Luego, su relación con Manuel de Falla fue importantísima, fue una relación muy estrecha: intelectual, artística y personal. La música tiene una presencia muy importante en su obra. Ahí está en el teatro, que está llena de música, pero también en la labor que hizo de recopilación de músicas populares, su interés por la tradición y la vanguardia, por lo popular y lo culto. Eso está en todo y muy claramente a través de la música”.
Sobre el libro y disco que prepara Chavela Vargas, expresó que la cantante “manifiesta haber leído a Lorca desde joven y que le abrió muchas puertas. Cuando empezó a venir a España para cantar se quedaba siempre en la Residencia de Estudiantes de Madrid, que es donde vivieron Lorca y otros intelectuales. Lorca ha estado muy presente en sus lecturas y un poco en su composición como artista”. (24.10.2011)