• @_marazi
    Yo ya me quedé contigo cuando ni estabas
  • @ciruelle
    Amar es ser verbo en todos los tiempos
  • @SIELALSOYYO
    No hay persona más peligrosa que la que no tiene sueños por cumplir
  • @DivinaOnix
    También lo imposible puede ser amado
  • @LunaPara2
    El que se va en silencio, lo ha dicho todo
  • @Ghouls99
    A veces acumulamos, densos y potentes, para arrasar en el siguiente desborde
  • @siete_verdes
    Es espesa, grumosa y fría. Llamémosla decepción
  • @JanoTwoFaces
    Dejad de ordenar caos y provocad alguno
  • @sammasathi
    Sueño, luego insisto
  • @TISHA77
    La poesía también es presagio
  • @juanita_amore
    Escribir porque el tiempo nos viene a leer
  • @z_zyanya88
    Quieta, la noche/ versa amores calmos,/ suspira en paz

De poeta a poeta (II)


JORGE BOCCANERA

Alejandra Pizarnik abre su cuaderno de apuntes

a Jorge Arturo

El hombre que saca la cabeza del agua,
es un pez que se asfixia.
El pez que mete la cabeza en el agua,
es un hombre y se ahoga.

El poeta escribe en la línea del agua,
y se asfixia,
y se ahoga.


Sylvia Plath lava una taza, seca una taza,
rompe una taza

Qué cabeza la mía,
dejé una frase suelta y una rosa en el horno.
Cotidianos trajines, calores, taquicardia,
y un almohadón de plumas
con un lápiz labial justo en el centro.

Qué cabeza la mía.
Yo buscaba algún parque y encontré en un mal sueño
una torta partida por un rayo.
La sala está revuelta.
El miedo de un venado no cabe en este horno,
por eso huele así toda la casa.

Pero a quién se le ocurre
dibujar una piedra y tropezar dos veces,
llenar un cenicero con los puntos y comas
de alguna carta antigua.
¿Hubo un Adán violento? ¿Hubo un amor-halcón
"de una vez para siempre"?

Qué cabeza la mía,
guardar los zapatones en un charco
y aceptar ese baile sabiendo que me espera
una puerta cerrada tras la puerta.

(De "Libro del errante", antología, con prólogo de Carlos María Domínguez, La Cabra Ediciones, Colección Azor, Coyoacán, México. Jorge Boccanera nació en Bahía Blanca, provincia de Buenos Aires, Argentina, en 1952. Obtuvo numerosos premios, entre ellos Casa de las Amércias de Cuba, en 1976; el Nacional de Poesía Joven de México, en 1977; el Premio Internacional "Camaiore" de Italia, en 2008; y el premio de poesía Casa de América de España, en 2008. Autor de ensayos sobre Juan Gelman y Luis Cardoza y Aragón. Autor de prólogos y estudios sobre Raúl González Tuñón, Federico García Lorca, Augusto Roa Bastos, Ernesto Cardenal y Pablo Neruda. Es también periodista).

JAIME SABINES
(Texto poético de Jaime Sabines, referido a sí mismo)

El peatón

Se dice, se rumora, afirman en los salones, en las fiestas, alguien o algunos enterados, que Jaime Sabines es un gran poeta. O cuando menos un buen poeta. O un poeta decente, valioso. O simplemente, pero realmente, un poeta.
Le llega la noticia a Jaime y éste se alegra: ¡Qué maravilla! ¡Soy un poeta! ¡Soy un poeta importante! ¡Soy un gran poeta!
Convencido, sale a la calle, o llega a la casa, convencido. Pero en la calle nadie, y en la casa menos: nadie se da cuenta de que es un poeta. ¿Por qué los poetas no tienen una estrella en la frente, o un resplandor visible, o un rayo que les salga de las orejas?
¡Dios mío!, dice Jaime. Tengo que ser papá o marido, o trabajar en la fábrica como otro cualquiera, o andar, como cualquiera, de peatón.
¡Eso es!, dice Jaime. No soy un poeta: soy un peatón.
Y esta vez se queda echado en la cama con una alegría dulce y tranquila.

(De "Antología poética", prólogo y selección de Guadalupe Flores Liera, tercera edición del Fondo de Cultura Económica, Colección Conmemorativa 70 aniversario, México, 2005. Jaime Sabines nació en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, en 1926, y murió en Ciudad de México, en 1999. Recibió, entre otros, el premio Chiapas, en 1959, y el Nacional de Literatura, en 1983. Se dedicó también a la actividad política y desempeñó cargos legislativos).

IDEA VILARIÑO

A un poeta

Pobre Rubén creíste
en todas esas cosas
gloria sexo poesía
a veces en América
y después te moriste
y ahí estás muerto
muerto.
Pobre pobre Rubén
te rodeaste de mitos
de cisnes de Parises y de Grecias
de cargos y de deudas
de amigos sinvergüenzas.
Te engañaron te hicieron
el cuento te robaron
te robaron Rubén
-mira que fuiste tonto-
o bien no te pagaban
aunque a veces tú mismo
derrochaste tus pesos
con la embriaguez de un niño.
Y escribiste bobadas
por encargo por juego
y hasta por compromiso.
Mira que fuiste tonto
casarte con Rosario
andar con presidentes
alternar con snobs
caer con cualquier pícaro.
No puedo respetarte
y ni siquiera ver
de dónde te brotaban
tus versos tus palabras
tu tremendo lirismo
tu canto tu increíble
belleza tu poesía.
No sé Rubén no sé
no sé pero brotaba
-ritmo canción tormenta
río apacible sangre
dulce oscura que mana-.
No sé. Acaso del pobre
corazón arrancado
-eso dicen-
o del pobre cerebro
que después disputaron
-eso dicen-
a punta de revólver.
No sé no sé Rubén
no sé pero qué hermosa
a veces tu poesía
qué danzable qué lírica
a veces tu poesía
qué grande qué valiente
o qué honda qué humana
a veces tu poesía.
Vaya a saber. Tal vez
tú mismo no supieras.

(La Habana, 1966, leído en el
Encuentro con Rubén Darío,
en Casa de las Américas)

(De "Poesía completa", con introducción de Luis Gregorich, Cal y Canto, Montevideo, Uruguay, 2000. Idea Vilariño nació en Montevideo, en 1920, y murió en la misma ciudad en 2009. Su primera obra de poesía fue publicada en 1945. También fue autora de ensayos y traductora).

AUGUSTO ROA BASTOS

Turno
a Elvio Romero

Sucio de tierra y viento
campesino, fulguras;
ahora trabajas lento,
ya no te apuras.

La zafra de la muerte
te dio su último turno;
ahora trabajas fuerte,
quieto y nocturno.

Con traje de soldado,
dura, espaciosa espiga,
por fin estás sembrando
sin tu fatiga.

Ya tiene cuerpo inmenso
tu elemento nativo;
que no estás muerto, pienso,
sino bien vivo.
Invencible y primario
tu pulso palpitante
hace el verdor agrario
crecer triunfante.

Contra la noche estiran
tus venas como cables
los fardos que suspiran
de cañas como sables.

Pero tu sangre avanza
ya sin dentro ni fuera;
tu sangre jornalera
que no se cansa.

(De "Poesías reunidas", con edición, introducción, bibliografía y hemerografía de Miguel Ángel Fernández, Colección Homenaje, Editorial El Lector, Asunción del Paraguay, 2003. Augusto Roa Bastos nació en Asunción en 1917, y murió en esa misma ciudad en 2005. Publicó su primera obra poética en 1942. Trabajó intensamente como periodista y fue también autor teatral y guionista de cine. Sufrió un doble exilio: salió del Paraguay durante la dictadura, hacia Argentina. Cuando en este país el poder fue asaltado por los militares en 1976, debió emigrar a Francia).

NICANOR PARRA

Epitafio

Yo soy Lucila Alcayaga
alias Gabriela Mistral
primero me gané el Nobel
y después el Nacional

a pesar de que estoy muerta
me sigo sintiendo mal
porque no me dieron nunca
el Premio Municipal


Antes de comenzar

Una pregunta:
Qué sería de Chile sin Huidobro
Qué sería de la poesía chilena sin este duende
Fácil imaginárselo
Desde luego no habría libertad de expresión
Todos estaríamos escribiendo Sonetos
Odas elementales
O gemidos

Alabado sea el Santísimo!


Yo no veo cómo un aristócrata

Pueda escribir poesía
Declaró públicamente Alguien alguna vez

A lo que el gran Huidobro retrucó:
Yo no veo que para escribir poesía
Se tenga que ser hijo de ferroviario


Salutación a Neruda

Yo sólo quiero saludar al noble
Peregrino de cincuenta países.
Unos vean en ti
Al colibrí transfigurado en rifle
Al pez espada, al pájaro polar
Al gradiador a caballo en un cisne,
Vean entre metáforas surgir
Al escritor con su lápiz en ristre:
Yo saludo al obrero de la paz
Al leñador de los bosques de Chile.
Otros impartan órdenes absurdas
De quemar alamedas y jardines
Para impedir que crezca la semilla
Que tu palabra cálida trnasmite;
Allá ellos, el pueblo alguna vez
Los tocará con el dedo meñique.
Hagan vibrar sus élitros amargos
Los insectos que parecen violines;
Yo solamente vengo a saludar
Al mensajero de la patria libre.

Amigo fraternal
¡Cómo hubiera querido recibirte
Con un chuico de vino de Chillán
Y con un ramillete de copihues
Pero sólo te puedo festejar
Con corazones y con caras tristes
(Tú sabes bien lo que ha pasado aquí)
Con naufragios, incendios, con eclipses
Con derrumbes en Lota y Coronel
Y con un cielo coronado de buitres!

(De "Parranda larga", con prólogo de Elvio Gandolfo, Alfaguara, Buenos Aires, 2010. Nicanor Parra nació en 1914 en San Fabián de Alico. En 1948 se publicaron, en una antología, sus primeros "antipoemas", que marcaron su obra y motivaron atención, admiración y estudios en todo el mundo. Recibió el premio Nacional de Literatura, en 1969; el Juan Rulfo, en México, en 1991; el Reina Sofía de Poesía Iberoamericana, en 2001; el premio Cervantes, en 2011; y el Iberoamericano de Poesía Pablo Neruda, en 2012).

LUIS ROGELIO NOGUERAS

Dylan Thomas

¿Ves las últimas tumbas ardiendo, Dylan Thomas,
sobre las que se espantan las barajas de la muerte,
los dados, las pupilas secas de la muerte?
¿Ves el fuego que no se apaga en el corazón, Dylan Thomas,
el violento paso del aire
entre el humo del fuego que arde entre nosotros?

(De "Las palabras son islas", Panorama de la poesía cubana Siglo XX, con selección, notas y bibliografía de Jorge Luis Arcos, Editorial Letras Cubanas, La Habana, 1999.
Luis Rogelio Nogueras nació en La Habana en 1944 y murió en esa misma ciudad en 1985. Su primera obra poética fue publicada en 1967. También fue guionista y novelista).

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.