• @Cataperdis
    ¿Cuándo dejamos de bailar solo porque nos estaban mirando?
  • @Lestat1414
    La realidad es una fantasía que se rindió
  • @sylviopolis
    Las personas se van y se llevan sus campos semánticos
  • @Ohzolli
    Ese ángel se llama ausencia. Cuando nos nombra, seguimos siendo ciertos
  • @poeticsilence__
    La madrugada es el primer ojalá
  • @carolineberl
    Mi golpe de suerte fue con un libro
  • @ITalkToRainbows
    Con tanta tecnología ya no se pierden los corazones como antes
  • @karla77_karla
    Uno se reinventa sin remedio cuando el amor ensordece
  • @sognos_
    Deberíamos pagar las consecuencias por adelantado
  • @NaEnEspiral
    Un Nosotros siempre es un dogma de fe
  • PacoParra14
    Échale más tinta a la herida
  • @Srta_Guacamole
    Era música para mis rugidos

Constantino Cavafis

 

   Nació en 1863 en Alejandría, donde murió en 1933. Publicó, en vida, unos pocos textos en hojas artesanales, hasta que recién dos años después de su muerte sus amigos editaron alrededor de 150 textos. En España, la editorial Pre-Textos anunció en noviembre de 2015 la publicación de “Obra Completa”.

 

 

   Cuando puedas

 

Si no puedes hacer de tu vida lo que quieres,

trata al menos cuanto puedas

de esto: no la envilezcas

en el trato excesivo con el mundo,

con excesivos movimientos y palabras.

 

No la envilezcas llevándola

y trayéndola, exponiéndola a menudo

a la estupidez cotidiana

de las relaciones y las compañías,

hasta convertirla en una extraña carga.

 

 

   Vuelve

 

Vuelve siempre y tómame,

sensación amada, vuelve y tómame-

cuando despierta la memoria del cuerpo

y un viejo deseo para nuevamente por la sangre;

cuando los labios y la piel recuerdan

y las manos sienten que tocan otra vez.

 

Vuelve siempre y tómame en la noche,

cuando los labios y la piel recuerdan…

 

 

   Fui

 

No me até. Me liberé completamente y fui.

Hacia placeres mitad reales,

mitad producto de mi imaginación,

fui a través de la noche iluminada.

Y bebí vinos fuertes, como

los que beben los valientes de la voluptuosidad.

 

 

 

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.