• @Cataperdis
    ¿Cuándo dejamos de bailar solo porque nos estaban mirando?
  • @Lestat1414
    La realidad es una fantasía que se rindió
  • @sylviopolis
    Las personas se van y se llevan sus campos semánticos
  • @Ohzolli
    Ese ángel se llama ausencia. Cuando nos nombra, seguimos siendo ciertos
  • @poeticsilence__
    La madrugada es el primer ojalá
  • @carolineberl
    Mi golpe de suerte fue con un libro
  • @ITalkToRainbows
    Con tanta tecnología ya no se pierden los corazones como antes
  • @karla77_karla
    Uno se reinventa sin remedio cuando el amor ensordece
  • @sognos_
    Deberíamos pagar las consecuencias por adelantado
  • @NaEnEspiral
    Un Nosotros siempre es un dogma de fe
  • PacoParra14
    Échale más tinta a la herida
  • @Srta_Guacamole
    Era música para mis rugidos

Guillermo Bianchi

 

   Nació en Buenos Aires, el 13 de mayo de 1970.

 

   La mano del hombre

 

                        ¿Por qué viniste a mí desde el desierto de Nevada,

                        Soldado armado hasta los dientes?

                                                                        Saadi Youssef

 

 

quiso quererla bajo el conjuro de dátiles y versos

y el amor fue una luz entrando a tientas

filtrándose por orificios dejados por la guerra

arrinconado tras la empalizada

mientras dios volvía a sus quehaceres

a revivir cosmicidades

borealidades varias

a palear cadáveres con los brazos raquíticos

 

el amor fue repentina luz

delgada espuma

desde los alminares volando hacia la noche

iba la muerte

     francotiradora.

 

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.