• @martamj32
    Eres el primer lugar donde me buscaría
  • @annablue22
    El espejo intacto y nosotros rotos
  • @Hora_Teta
    Algo no va bien y yo voy dentro
  • @sirena_sinmar
    Vivir para regalar flores a los vivos
  • @mikhailenko
    La madrugada es un género literario
  • @ferxdexleon
    Solo con música se le concede a la palabra su breve deseo de muerte
  • @MarilarAlei
    Mi silencio también quiere estar contigo
  • @aquinomires
    Avisadme cuando abrir los ojos merezca la pena
  • @morganfredman
    Llueve como narrando algo. Lluvia ciega.
  • @aliferod
    Con las ganas de irte no te quedes
  • @lilith19751
    No sé decir lo que beso
  • @Tu_Funamiento
    El tiempo no espera a sus acompañantes

La poesía del siglo XX "ya dio todo", dice el mexicano Oliva

La tradición de la poesía clásica, y los “fundadores” de la poesía contemporánea, durante el siglo XX, ya “dieron todo”. Los escritores actuales tienen que buscar nuevas voces poéticas, que están en ellos mismos y en su entorno, afirma el poeta mexicano Óscar Oliva. Además de plantear este desafío, cree que las artes y las ciencias deben mantener un diálogo.

 

   Nacido en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, este poeta asume el desafío de la exploración de nuevas voces, como dice, aunque tiene 80 años de edad, una etapa en la que es más frecuente que los escritores se aferren a lenguajes y estilos ya consolidados.

   Identificado con el grupo literario La Espiga Amotinada, la obra de Óscar Oliva mereció la atención y pronunciamientos de numerosos autores de su país, entre ellos Efraín Huerta, Rosario Castellanos y Octavio Paz.

   En agosto publicó “Lascas”, una obra de prosa poética en la que se entrecruzan voces del pasado y del presente, como describe el Diario de Chiapas, que dialogó con el autor.

   “Pienso que un escritor de poesía se debe sorprender de la gran tradición de la poesía clásica y de los fundadores de la poesía contemporánea, del siglo XX. Estoy pensando en Vicente HuidobroPablo Neruda, con el libro ‘Residencia en la tierra’, así como los surrealistas franceses, como Andrés Bretón; y de los grandes de la Generación de 1927”, dijo al diario.

   Y fue entonces cuando afirmó que “es otro mundo lo que ellos manejaron. Es una poesía cerrada, que ya dio todo. Los poetas del siglo XXI tenemos que recuperar ese impulso que nos dieron los poetas del siglo XX, y encontrar las diversas voces poéticas que están en todas partes, cerca de nosotros, en los sillones, en las mujeres u hombres; en los ríos y en las estrellas; esta es una nueva realidad con grandes perplejidades, con grandes acontecimientos externos: fuera de nuestros cuerpos, tenemos que incorporarlo a la poesía”.

   Es un desafío y “tenemos que hacerlo como podamos, según el esfuerzo que le vaya dando cada escritor. Nadie puede decirle a nadie cómo escribir, pero si nos acompañamos entre nosotros y si damos pasos conjuntos, si nadamos en este mismo río que es esta época que es terrible y maravillosa, es posible que hagamos cada uno de nosotros distintas voces”.
   Sobre conjunción entre lírica y ciencias, sostuvo que el poeta tiene que ser también astrónomo. Es decir, “no solo ver con los ojos, sino con los instrumentos que la ciencia ha puesto a nuestro servicio”.

   Es que, prosiguió Oliva, “existe la energía oscura que no vemos, está en nosotros mismos, en el cuerpo. Si este mundo está hecho en fragmentos, también la poesía está hecha así”.

   Sobre “Lascas”, explicó que es un “desprendimiento”, una suma de “fragmentos, expresiones y fracturas en este caminar que hacen todos los personajes del libro que no habla del yo. Lo que he tratado de hacer es volver a lo que fue la poesía en la época helénica, del mundo maya que creó el Popol Vuh. Mi intención es crear estos personajes y el modelo que tomé son nombres de mi familia”.

   La entrevista completa hecha por el diario, que incluye la reproducción de algunos textos, está disponible en este enlace:

http://www.diariodechiapas.com/landing/lascas-de-oscar-oliva-expresiones-y-fracturas-de-un-caminar/

 

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.