• @cenizalunatica
    La luna borra su forma y yo sigo buscando semejanzas
  • @karlisjar
    El viento es una armónica de mil tonos
  • @Suspiro_DeLuna
    Magia es que te sostengan unos brazos que jamás te han tocado
  • @Tu_Funamiento
    Me busqué en otras personas y en todas te encontré
  • @Innestesia
    Viajo por si me encuentro
  • @fumivora
    Aparento más mariposas de las que tengo
  • @letrasdemorado
    Ya no hacen el pasado como antes
  • @itzarbepoesia
    He guardado bajo mis párpados caminos de agua por los que volver al hogar de tu recuerdo
  • @AlejandroLanus
    Juego como un niño que no sabe morir
  • @leonbenIarregui
    Cada vez más insomnes y menos soñadores
  • @vforte
    la tristeza es la rabia parada bajo la lluvia
  • @Yennifercc
    El que vive a solas con la poesía anda descalzo porque no cree en las heridas

Daniel Ballester, de Argentina (II)

 

   Poema de Daniel Ballester, tomado de su blog http://laballester.blogspot.com.ar. El poeta es conductor y productor del programa de radio "El sonido y la furia", lunes a viernes de 00 a 2  AM hora de Buenos Aires (+ 3 GMT), en la AM 530 (www.radiomadres.org). Daniel está también en Twitter, en la cuenta @ballestermente.

 

   Barro

 

En el medio de la noche  furiosa una estaca de madera clavada en un semáforo

De la herida sangran filamentos de una lamparita roja que el viento lleva como señal del diablo

En la puerta del bingo una vieja se muere de frío y chilla

Detrás de una ventana sin cancel dos tipos cogen casi serenamente

Entonces tiro del piolín del cementerio

Para que los muertos salgan a la calle a estirar un poco las piernas

Es el recreo

Es cuando las almas pueden salir a pasear un rato porque los que chillan y

Los que cogen son pocos y desorganizados.

Yo le pido a tu recuerdo que deje de olvidarme pero se niega

Es un asunto que tenemos pendiente hace tiempo y no podemos resolver

Será cuestión de esperar que amaine el temporal

Las tormentas solares aquí son breves y no dejan secuelas

Salvo dos o tres cosechas perdidas

Y una pigmentación un poco más oscura en el agua

Hay amor

¿Por qué siempre te escribo en primavera?

¿Por qué esta evocación tan cursi mientras la ciudad avanza?

No lo se

Mi sensibilidad es agua pesada embarrando el cordón de la verdad

Escombros del asfalto donde ya no asoma tu huella

Ni rezonga el vendaval

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.