• @cenizalunatica
    La luna borra su forma y yo sigo buscando semejanzas
  • @karlisjar
    El viento es una armónica de mil tonos
  • @Suspiro_DeLuna
    Magia es que te sostengan unos brazos que jamás te han tocado
  • @Tu_Funamiento
    Me busqué en otras personas y en todas te encontré
  • @Innestesia
    Viajo por si me encuentro
  • @fumivora
    Aparento más mariposas de las que tengo
  • @letrasdemorado
    Ya no hacen el pasado como antes
  • @itzarbepoesia
    He guardado bajo mis párpados caminos de agua por los que volver al hogar de tu recuerdo
  • @AlejandroLanus
    Juego como un niño que no sabe morir
  • @leonbenIarregui
    Cada vez más insomnes y menos soñadores
  • @vforte
    la tristeza es la rabia parada bajo la lluvia
  • @Yennifercc
    El que vive a solas con la poesía anda descalzo porque no cree en las heridas

Santa Teresa y Emily Dickinson, y Baudelaire y Cernuda, dialogan en una puesta teatral en Madrid

Encuentros entre Santa Teresa de Jesús y Emily Dickinson y entre Charles Baudelaire y Luis Cernuda conforman una obra teatral dividida en dos piezas aunque unidas en concepto, formato y propósitos. Suben a escena en los primeros días de junio en Madrid, con la pretensión de mostrar un diálogo de autores que se manifiestan por sus textos y que, aunque distantes entre sí, tienen zonas de coincidencia.

   El Teatro Español recibe esta obra, "Alma y cuerpo", con dirección de Carlota Ferrer, también actriz y coreógrafa. Ella adjudica al teatro la misión de "incomodar", de actuar como el amigo que "te dice lo que no quieres oir".

   No parece ser éste el caso, aunque sí es inquietante la profundidad de los universos que estos autores tocan con su poesía y lo que puede ocurrir cuando dialogan, preguntan y se responden, afirman y discuten. Lo hacen a través de textos y de diálogos imaginarios, con dramaturgia de José Manuel Mora.

   La puesta cuenta también con proyección de imágenes al fondo del escenario.

   Irene Escolar y Silvia Abascar, por una parte, y José Coronado y Helio Pedregal, por la otra, llevan a escena la declamación, aunque los textos se expresan también a través de la danza.

   Aunque fraccionada en dos presentaciones, hay una concepción que las unifica bajo el nombre "Alma y cuerpo". Santa Teresa y Dickinson se presentan en "La habitación luminosa", en tanto Baudelaire y Cernuda transitan "La hora oscura". El primer diálogo se recuesta más en la mística y en el universo interior de ambas poetas. El segundo es más corporal y recostado en el mundo externo y los rigores de las calles.

   La directora declaró al diario El País que “al ser textos sesudos sobre la creación, el alma y la muerte, nuestro objetivo es conseguir que el espectador alcance sensorialmente esa palpitación que está en la escritura. Para ello nos hemos ayudado con la palabra y la danza. Incluimos una canción de Nina Simone, que interpreta Silvia Abascal, además de un tema de Cesaria Évora”.

   “Para mí –explicó- la poesía tiene que ver con una emoción universal difícil de poner en palabras, pero siempre incluye algo de luz, movimiento y sorpresa, por eso son los tres elementos con los que jugamos en los espectáculos".

   Irene Escolar, que encarna a Santa Teresa de Jesús, expresó que intenta dar a sus palabras “el peso y la fuerza con la que fueron escritas”. A su entender, “las inquietudes de ella y Emily Dickinson son, en esencia, las mismas, aunque las separen tantos siglos. Ambas se encerraron por decisión propia y lucharon por lo mismo, por encontrar un lugar en el mundo”.

   José Coronado se declaró “embriagado” con Charles Baudelaire. “En su poesía y su vida baja a las profundidades en busca de autoconocimiento interior y como fuente de expresión artística. Es místico a su manera”.

   El informe completo y otras consideraciones de los actores están disponibles en este enlace:

http://cultura.elpais.com/cultura/2016/05/25/actualidad/1464184181_641764.html

La poesía alcanza para todos - Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.